Juan Caamaño: «Tratamos de que sean los jugadores los que tomen las decisiones»

Juan Caamaño
El Director Técnico de la Federación Aragonesa muestra su satisfacción por el crecimiento del balonmano en su comunidad y afronta el CESA como una experiencia de formación para los chavales

Juan Caamaño Ballestín se hizo cargo de la Dirección Técnica de la Federación Aragonesa de Balonmano hace exactamente dos años. Este Ingeniero de Edificación acumula una importante experiencia en el mundo del 40×20 desde muchos ángulos. Pasó por el BM Aragón, donde estuvo siete años en el cuerpo técnico y como encargado del scouting. Misma función que lleva a cabo desde hace cinco años en la Real Federación Española de Balonmano: «Tengo contacto directo con la base, formo parte del cuerpo técnico de la selección española absoluta masculina junto a Jordi Ribera y todo el cuerpo técnico y medico que controlan los jugadores de base», explica.

Ahora, inmerso ya en la preparación del Campeonato de España de Selecciones Autonómicas desgrana los pilares de su gestión: «Las líneas generales son el trabajo conjunto cada domingo con el grupo de selecciones y complementar con charlas y tecnificaciones paralelas», relata.

Crecer a pesar de las dificultades

Caamaño reconoce que su labor no es fácil y en el camino se encuentra con obstáculos para llegar a nivel ideal que desearía: «Ahora mismo, con las posibilidades que disponemos en la federación, el trabajo que realizamos es lo primordial», apunta. Una falta de recursos que se suma a la gestión humana en la que «lo más complicado es contentar a todo el mundo, cada club busca su propio interés que a veces no coincide con el objetivo grupal», lamenta. No obstante, el director técnico aragonés muestra su satisfacción por la evolución que está llevando el balonmano en su Comunidad: «Afortunadamente, llevamos 5 años de crecimiento continuo en los equipos de base», detalla. Tanto que «este año, ha sido el máximo histórico», añade.

El CESA como experiencia

Con las líneas de trabajo claras, Juan Caamaño ha depositado su confianza en un grupo de «entrenadores jóvenes, con métodos de trabajo actuales y muy bien formados», para dirigir a sus selecciones de cara al CESA 2019. Con ellos, y trabajando a contrarreloj, están sentando las bases del estilo que quieren imprimir a sus equipos: «Con el poco tiempo de trabajo que disponemos, intentamos seguir unas directrices sencillas», refiere. Unas pautas que se basan en la madurez y la autonomía del jugador: «No proponemos estilos idénticos, tratamos de crear procedimientos para que los jugadores sean los que tomen las decisiones», subraya.

Consciente del alto nivel de todas las federaciones, Caamaño sitúa entre las favoritas a las medallas a «Madrid, Cataluña, País Vasco y Andalucía», mientras que coloca a su delegación en un contexto más amplio dentro de lo que es un torneo de base: «No nos marcamos como meta las medallas, considero mas importante la experiencia de viaje, campeonato, integración, socialización, etc. Son etapas de formación», destaca. «Los éxitos deben conseguirlos con sus clubes», concluye.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *